CARTEL COLOQUIO DIA25b

Coalición: España ensaya una fórmula de gobierno habitual en la Unión Europea.

La tertulia de Europa en suma con Diego López Garrido, ex Secretario de Estado para la Unión

DSC 6813En la Unión, dice López Garrido, hay al menos 18 países con gobiernos de coalición, es una fórmula habitual en nuestro entorno. Incluso en Francia, donde a pesar del tono napoleónico de Macron, hay cinco partidos tras el presidente.

Pero la forma de gobierno, puntualiza, no es relevante para la política, porque hay una serie de normas que vienen dictadas por la Unión: cumplir con el euro, la libre circulación de personas y mercancías, o la independencia del poder judicial que está en discusión en Hungría y Polonia.

Y el gobierno que se forme, añade, tiene que tener en cuenta que apenas hemos salido de la crisis y hemos  entrado en una fase de enfriamiento de la economía.

Por nuestra parte, constatamos que la socialdemocracia no ha sabido dar respuesta a la globalización y ha apostado por políticas de austeridad. El gran consenso europeo de la segunda mitad del siglo XIX se ha resquebrajado y tenemos pulsiones no solidarias, como la que representa el grupo de Visegrado.

El problema serio de la coalición que se pueda formar aquí, reconoce López Garrido, va a ser Cataluña. Este gobierno va a ser juzgado por lo que haga en este tema. Y precisa: no me gusta como se ha presentado el preacuerdo de gobierno. Y añade: el error de Sánchez ha sido el de convocar elecciones. Con todo, el Catedrático de Derecho Constitucional estima que habrá gobierno” por los pelos” y que se aprobarán los presupuestos “por los pelos”.

Hay que reconocer, indica el ex secretario de Estado, que Podemos ha cambiado porque hace años planteaban que había que salir del euro y de la UE.

Ahora, el borrador de preacuerdo establece que la financiación se hará en el marco de la Constitución, pero está claro que, o se suben los impuestos a los más ricos, o no se sostiene su programa social.

Jesus Lizcano, presidente de Transparencia Internacional, entiende que el problema con Podemos no es el objeto, sino el sujeto, lo que ha prometido con respecto a Cataluña. Y de fondo, precisa, tenemos el problema gravísimo de las pensiones, porque estamos endeudando al Estado.

Volviendo a la cuestión de Cataluña, se pone de manifiesto en la tertulia que los que se quieren ir, los independentistas, son los más ricos, que quieren administrar sus dineros.

Recuerda un tertuliano que algunos sectores del independentismo plantean la fórmula de un Estado Federal como el alemán. Pero se olvidan que en un república con este formato no es que los Estados federados recauden y forjen su presupuesto para ellos solos, sino que existe un fondo de compensación interterritorial, de manera que, por ejemplo, la rica Baviera bombea miles de millones de euros a la pobre ciudad-Estado de Berlín, y allí nadie dice: Berlín nos roba, o Alemania nos roba. Es otra mentalidad.

Allí ha habido varios gobiernos de Gran Coalición entre el centro derecha y el centroizquierda (nadie se tira los trastos a la cabeza con lo de rojos o fachas, como aquí), elaborados, no en una noche, sino en meses de discusiones y recogidos en decenas de folios y no ha pasado nada malo, sino lo contrario. Aquí, eso es imposible.

IMG 20191202 WA0000

MEDITACION TRAS LA TERTULIA:

Hay que reconocer en este país no preocupa (a los dirigentes, quiero decir) el tan traído y llevado cambio climático, la desaceleración económica que viene…, que viene…, y que podría terminar en un crash mucho peor que todos los anteriores. Ni Trump, sus decisiones unilaterales, o las guerras comerciales. Ni las presiones de la Rusia de Putin. Ni el retroceso tecnológico con respecto a Asia o a EEUU, ni el envejecimiento de la población, ni el futuro de las pensiones, ni el Brexit, ni el futuro de una Europa sin rumbo.

No, aquí tenemos que desayunarnos todos los días, seguir en el almuerzo y en la sopa de la cena, con bocadillos intermedios por la mañana y por la tarde, con el procés, que lo contamina todo.

Hay elecciones, una tras otra, se consigue un acuerdo en unos minutos, pero, ah, se nos había olvidado una cosa, falta el apoyo de los del procés. Dice unos de los puntos del preacuerdo: todo en el marco de la Constitución y la Carta Magna deja muy claro que no hay derecho a la autodeterminación ni a la segregación.  Entonces ¿de qué hay que hablar?

Como el futuro de la coalición va ligado” a lo de Cataluña”, y esto no tiene solución, lo primero no tiene solución.

NOTA: el dibujo que ilustra esta nota pertenece a la magnífica exposición de Goya en el Museo del Prado. Simboliza, siguiendo la mejor tradición trágico-dramática española, un abrazo entre dos necesitados, mejor que el protagonizado por los líderes en decadencia, de manera improvisada, un martes, antes de caer en una fase de largo y espeso silencio.

Pinit Fg En Rect Red 20
TOP